5 IMPRESCINDIBLES de Jose Cruz

5 IMPRESCINDIBLES de … , es un espacio para oír la voz de sus seguidores. Un espacio para compartir los gustos cinéfilos de los lectores de NSUC. Porque todos tenemos un top de películas por las que amamos el cine y porque siendo compartidas damos la oportunidad también de descubrir joyas. Por tanto, quien quiera participar tan sólo tiene que enviar un mail a nosoyuncritico@hotmail.es con sus cinco niñas mimadas. Esas películas que le han emocionado, divertido, asustado … en definitiva aquellas cinco cintas que le han hecho sentir, argumentado en un par de líneas como mínimo el motivo de su elección.

Hace unos meses Jose Cruz @Jose90cruz  nos hizo llegar sus predilectas. Nos habló de grandes joyas clásicas y de cine tan contemporáneo como transgresor. Desde este espacio le agradecemos su participación.

EL CREPÚSCULO DE LOS DIOSES, de Billy Wilder (1950)

SUSNET

Norma Desmond es el mejor personaje de la historia, me obsesioné también con Gloria Swanson y gracias a ella descubrí joyas como La reina Kelly.

AL ESTE DEL EDÉN, de Elia Kazan (1955)

JAMESDEAN

Porque fue el primer clásico que vi en condiciones y me hizo convertirme en un obseso de James Dean y de Julie Harris también.

KILL BILL, de Quentin Tarantino (2003)

KILLBILL

Porque son mil películas en una, y porque gracias a ella comencé a amar el cine. También porque tiene el mejor duelo de rubias de la historia.

LOS RENEGADOS DEL DIABLO, de Rob Zombie (2005)

RENEGADOS

Rob Zombie es un profeta y ésta es su obra maestra. Llena de temazos, sangre, diálogos geniales y personajes todavía mejores. Porque los malos me caen bien.

CISNE NEGRO, de Darren Aronofsky (2010)

PORTMAN

Porque todo en ella es perfecto. Porque el final es cine en estado puro, y porque la he visto más de diez veces y todas ellas he sentido lo mismo que la primera.

 

Sobre nosotros Ulher

En el cine hacer llorar en más fácil que hacer reír, o eso dicen. Sin embargo, cuento con los dedos de una mano las veces que una película me ha hecho inundar el salón. Una tarea complicada la de llegar al corazón. Wenders lo hizo en un peep-show y desde entonces estoy recuperándome. Más tarde llegó Tornatore y casi muero en el naufragio. Con Daldry aún estoy desatando el nudo que me provocó mientras no dejo de maravillarme con la grandeza de los viajes de Kubrick.Amante del cine desde que tengo uso de razón. Crecí con las marujas deslenguadas de Almodóvar. Mi psicólogo de cabecera responde al nombre de Aronofski y los domingos cierro las noches con Wilder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 2 =

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.